Seguínos en Facebook http://goo.gl/EASU5

   
     +54 0341-156043694 | +54 0341-156807795
Tap To Call

¿Cuál podría ser la edad adecuada para comenzar a mantener relaciones sexuales?

¿Los 14 años?  ¿Durante la adolescencia? ¿Pasando los 20? Si buscamos en internet, van a aparecer múltiples investigaciones, de distintos lugares del mundo, en el que marcan la media de inicio sexual de cada país. También por supuesto, según la religión es distinta esa variable, como también lo sociocultural tiene gran influencia ¿Es igual para el hombre que para la mujer? Se tiende a sugerir a las mujeres que esperen para el inicio de los encuentros sexuales pero cuando el varón no los está teniendo puede a veces hasta llegar a preocupar a algún padre que piensa que algo malo está pasando.

Las edades de comienzo son variadas, si uno pregunta a las personas a su alrededor, no solo van a variar de generación en generación, en las distintas culturas o religiones, sino que también, en varias personas de la misma edad, religión y cultura, igualmente se encuentran diferencias.

Como se imaginarán, en esta columna, no plantearé una edad adecuada, ya que sencillamente, no la hay. Sí voy a referirme al desarrollo y maduración emocional que es importante que se tenga al momento de tal inicio.

Esto significa, que la frecuente charla entre padre e hijo a los 13 años de edad, marcando lo peligroso de tener relaciones sexuales, no basta ni aún retrasa dicho comienzo. Enseñarles lo peligroso solo genera susto, pero no necesariamente va a hacer que decida bien al momento del comienzo de la vida sexual.

Sí está demostrado, que cuanta más información cuente el niño/adolescente, mejor tomara la decisión y la pensará. Las personas cuando vamos a tomar una  decisión  cotidiana y demás decisiones a lo largo de la vida, recabamos información, queremos y necesitamos saber sobre que estamos por decidir y hacer. Y no hay mejor información en lo que respecta a la sexualidad que la que pueda brindarnos un adulto de nuestro círculo de confianza.

Iré enumerando algunos puntos importantes para fomentar en nuestros hijos:

Responsabilidad: además de la información que brindaremos, es importante ir cultivando en el menor el sentido de responsabilidad, ya que como todo acto tiene consecuencias.

Asertividad: la misma es la habilidad social por excelencia, le va a permitir poder comunicar sus sentimientos, deseos, gustos como también hacerse valer frente al otro y saber decir que no.

Autoestima: al tener un buen concepto de sí mismo y seguridad, no se dejará llevar en hacer algo que no quiera, por el hecho de agradar al otro, sino que lo hará queriendo y con decisión.

Conocimiento del propio cuerpo: esto implica no solo la anatomía, sino también sus funciones, la capacidad del mismo, de las sensaciones corporales y el placer. Eso me va a dar la clave de cuando estoy listo/a para enfrentar un encuentro con otro, distinto a mi.

Capacidad de autocontrol: no todo se puede en el momento que se quiere y para eso es necesario saber controlarse. Por ejemplo si se está iniciando un encuentro sexual y se dan cuenta que no tienen preservativo, el poder controlarse y frenar la relación aunque el otro me insista o quiera convencerme.

Conocimiento de los riesgos: saber que tener relaciones sexuales conlleva riesgos de un embarazo no deseado como de enfermedades de transmisión sexual. Esta información es importante, pero a no confundir con que debe ser la única información. También brindarle información sobre los distintos métodos anticonceptivos con los que puede contar para que según la situación en la que se encuentre pueda elegir. Así mismo con respecto a las enfermedades de transmisión sexual, sabiendo cuales podrían ser y como se previenen.

Fomentar la comunicación desde chicos posibilitará que nuestro hijo pueda contar con nosotros frente a las situaciones que se le presenten. Siempre respetando sus sentimientos y emociones, le estaremos brindando herramientas para que, de manera independiente, pueda decidir: cuándo, con quién, cómo y dónde comenzar  a mantener relaciones sexuales.

Laura Diaz

Psicóloga/Sexóloga

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


8 − uno =